Los sistemas de monitorización nos permiten estar informados del estado de nuestros equipos las 24 horas del día. Estos sistemas controlan desde el uso de memoria, CPU y disco de un PC hasta el rendimiento de grandes servidores Unix, cabinas de discos, firewalls, routes o SAIs, mostrando avisos y alarmas en una consola central y/o enviando correos electrónicos o sms a los responsables de cada uno de los servicios monitorizados. En lo que respecta al ámbito de la proactividad, estos sistemas nos permiten hacer previsiones de uso de los recursos disponibles en los equipos monitorizados y poder anticipar el mantenimiento de los mismos y evitar así paradas y cortes imprevistos en nuestros servicios.  Como veremos, las herramientas más modernas nos permiten monitorizar incluso procesos de negicio.

La primera pregunta que deberíamos hacernos es si realmente necesitamos implantar un servicio de monitorización en nuestra empresa. Por un lado deberíamos evaluar el coste que supone el tiempo de parada y recuperación de un servicio que sea necesario para garantizar el buen funcionamiento de la empresa (hay que tener también en cuenta el coste de nuestra imagen al no poder ofrecer un servicio determinado a nuestros clientes). Por otro lado deberíamos evaluar el coste de puesta en marcha de un servicio de monitorización o la subcontratación del mismo.

En el mercado existen diversas herramientas de monitorización tanto opensource como de pago. A continuación os comento brevemente alguna de estas aplicaciones que tienen una implantación importante dentro del mundo de la monitorización de sistemas:

NAGIOS:  “Nagios es un sistema de vigilancia de gran alcance que permite a las organizaciones para identificar y resolver problemas de infraestructura de TI antes de que afecten los procesos críticos de negocio. “

Si bien es cierto que su interface gráfica es más bien funcional es la herramienta de monitorización de sistemas más potente de las tres.

PANDORA FMS:  “Pandora FMS es un software de Código Abierto que sirve para monitorizar y medir todo tipo de elementos. Monitoriza sistemas, aplicaciones o dispositivos. Permite saber el estado de cada elemento de un sistemas a lo largo del tiempo.”

A diferencia de Nagios, este software de monitorización está más orientado a la monitorización de procesos y programa pudiendo llegar a avisarnos de la bajada de las acciones de una empresa determinada en bolsa.

ZENOSS: “El seguimiento de servicios de TI a una aplicación no virtual izada  puede ser un duro desafío. Se requiere la capacidad de entender cómo los recursos y cargas de trabajo se relacionan entre sí y con las aplicaciones o servicios de negocio. También requiere la capacidad de compartir esa información en todas las disciplinas operacionales y la infraestructura que participan en la prestación de servicios de TI. Porque la mayoría de herramientas heredadas no tienen modelo integrado en tiempo real que sufren de exceso de costos, la complejidad y resolución de problemas de latencia.”

De las tres herramientas de monitorización esta es la única por lo que hay que pagar una licencia, aunque podemos tenerla a partir de 100$ (unos 80€). A medio camino entre las dos anteriores.

Oscar Pin – Consultor TIC

Anuncios